Image default
EXPLORA

La secreta historia del Proyecto Azorian

El plan secreto de la CIA que engañó al mundo

La historia que estás a punto de conocer es totalmente real y misteriosamente ha sido casi borrada de los registros y de la memoria colectiva…

El barco Hughes Glomar Explorer, luego de arduos esfuerzos estaba al fin listo. Su misión, la prometedora primera extracción de metales preciosos del lecho marino. Un pequeño gran paso hacia la vanguardista minería oceánica. ¿Qué podía salir mal?

Mientras mineras y diplomáticos de las Naciones Unidas se disputaban los derechos futuros de los minerales oceánicos, un complejo y brillante plan estaba gestándose.

¿Qué clase de riqueza prohibida ocultaban las profundidades marinas?

Luego de una inversión de 500 millones de dólares equivalente al gasto de cada una de las misiones Apollo que llevaron al hombre a la Luna, ¿Qué clase de mineral yacía en lo más recóndito de nuestras aguas?… y ¿Qué tenía que ver Howard Hughes en todo esto?

Manganeso oceánico
Restos de manganeso oceánico en el lecho marino.

Howard Hughes accedió a ser la cara de la misión y el barco realzaría aún más su nombre, pues el barco sería bautizado como Hughes Glomar Explorer.

Un barco minero futurista

El Hughes Glomar Explorer estaba equipado con una gran torre de perforación y todo un arsenal futurista de equipo minero, todo para proceder a la extracción de nódulos de manganeso que yacían en el lecho marino.

El boom mediático

Las universidades empezaron a impartir cursos de la vanguardista minería oceánica. Las acciones de las empresas involucradas en el macro proyecto se dispararon de precio. Se daban conferencias acerca de la minería oceánica… El alboroto era máximo… En medio de todo el frenesí de la mediática expedición tan solo había un ínfimo detalle que el mundo no había tenido en cuenta… Era todo una gran mentira.

Simulación de la extracción del submarino K-129

La gran mentira

Un plan diseñado durante la Guerra Fría que dejaría profundas huellas casi medio siglo más tarde. Un complot de la CIA, minuciosamente trazado con tal de hacerse con el submarino ruso hundido K-129. Este codiciado submarino era una reliquia para los americanos puesto que suponía el acceso a los misiles nucleares rusos y permitiría el estudio de las comunicaciones navales soviéticas. Este tesoro había sido perdido de los radares soviéticos, la búsqueda había sido insuficiente para los rusos… Pero no para los americanos quiénes por aquel entonces disponían de una compleja, trepidante y operativa red de vigilancia subacuática conocida como SOSUS. Esparcida por los grandes océanos, una colosal cadena de puestos de escucha americanos que empezaba a dar sus frutos. Un proyecto que estratégicamente controlaba toda actividad que se diera en los mares. El caso, es que SOSUS reveló la perdida ubicación del submarino K-129 y era una grandiosa oportunidad para los Estados Unidos y no la iban a dejar escapar. Recogerían el preciado submarino nuclear hundido y además lo harían sin que los rusos se dieran cuenta… o al menos esa era la intención…

Mientras la secreta misión de extracción del submarino estaba en pleno proceso, la expectación del mundo era máxima, y para ello, los Estados Unidos se habían asegurado de hacerlo mediante la cortina de humo ideal. Para eso sólo había un nombre, Howard Hughes, un excéntrico multimillonario quién llegó a ser el hombre más rico de los Estados Unidos y quién logró el visto bueno desde el Kremlin.

Todo parecía que iba a salir bien para los americanos, el titánico barco se hallaba en el punto exacto localizado a más de 2000 kilómetros de Hawái… Hasta que llegó el momento de extraer el submarino. Las enormes pinzas de la embarcación diseñadas exclusivamente para la misión lograron sujetar el pesado submarino pero este se partió durante el ascenso y al final los americanos sólo pudieron hacerse con una pequeña porción delantera del K-129.

Pero en esa pequeña parte del submarino no había nada… Ni los misiles ni los libros con los códigos soviéticos pudieron ser rescatados… Se trazó pues un trepidante capítulo de historia de un desorbitado proyecto fallido que sería revelado al mundo un año más tarde… Los restos de aquel submarino fueron olvidados y este capítulo de historia enterrado de la historia americana…

Si te fascinan esta clase de historias no te pierdas los contenidos de CAOXMOS! Ahora también en YouTube… Te invitamos a que nos visites y ya de paso a seguirnos ;).

Related posts

¿Qué son los botones placebo? ¿Funcionan? El engaño del siglo

Caosmos

Los curiosos látigos de mar o Ellisella

Caosmos

El origen de ¡Montar un poyo!

Caosmos

Leave a Comment

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más